En Coca-Cola sabemos que la elección de los consumidores se decanta cada vez más hacia bebidas de gran sabor, con menos o sin calorías. En ese sentido, los sustitutos al azúcar son una alternativa que nos permite satisfacer esa demanda: desde hace más de 20 años, la Compañía expande su portafolio con opciones bajas y sin calorías y constantemente está innovando en función de lo que piden los consumidores. En Argentina, por ejemplo, el 40% de nuestras bebidas son bajas o sin calorías.

¿Qué son los sustitutos del azúcar? Básicamente, son sustancias que se usan en lugar de la sacarosa (azúcar de mesa) para endulzar alimentos y bebidas, y aportan menor energía. Reciben el nombre de edulcorantes o endulzantes y se usan desde hace más de 100 años en la alimentación humana. Han sido avalados por más de 200 de estudios científicos, que garantizan su seguridad para ser consumidos por toda la población, incluso por niños y embarazadas.  

Los endulzantes no calóricos utilizados por Coca-Cola (aspartamo, sucralosa y acesulfame K) son seguros para todas las poblaciones. Fueron ampliamente testeadas en estudios científicos y su seguridad fue reconocida globalmente por autoridades de renombre internacional, como el Comité de Expertos en Aditivos en Alimentos de  FAO (JEFCA), la Administración de Alimentos y Bebidas (FDA) y las Autoridad Europea de Seguridad en Alimentos (EFSA) .

Desde Coca-Cola acompañamos el interés de los consumidores por nuevas opciones de bebidas que se adapten a su estilo de vida; por eso, promovemos una variedad de opciones de bebidas bajas en calorías y sin azúcar, ofrecemos diversos tamaños de envases –entre ellos pequeños y convenientes- y brindamos en nuestro etiquetado información nutricional clara sobre de nuestros productos.

Si querés saber más sobre estos endulzantes no calóricos, te invitamos a visitar esta página

Si querés saber cuáles de nuestras bebidas contienen endulzantes no calóricos, te invitamos a visitar esta página.